Blog

Cirugía de Hiperplasia Benigna de Próstata y diabetes

Cirugía de Hiperplasia Benigna de Próstata en diabéticos

La cirugía por hiperplasia benigna de próstata en un varón diabético se realiza igual que en un no diabético. Únicamente debemos ser más cautelosos con el periodo de ayunas, durante el mismo administraremos suero glucosado e insulina en pauta protocolizada intravenosa para evitar las variaciones del perfil glucémico del paciente.

Riesgos en diabéticos

Si bien es cierto que en el diabético no se incrementa el riesgo quirúrgico de la propia intervención, sin embargo, sí que se pueden producir con mayor frecuencia complicaciones.

Lo más frecuente es infección de la herida quirúrgica e infección de orina. Del mismo modo se alarga el tiempo de recuperación, es bien sabido que los diabéticos cicatrizan en más tiempo y peor que los no diabéticos.

Finalmente los resultados funcionales pueden no ser tan satisfactorios para el paciente. No es infrecuente que el flujo de la orina se incremente considerablemente, pero persista un síndrome irritativo miccional (necesidad de orinar por la noche, o muchas veces durante el día, presencia de urgencia por orinar). No es por que el paciente esté operado con una técnica inadecuada, sino que el manejo de líquidos por un diabético es más complejo, y además puede acontecer más frecuentemente una “aterosclerosis pélvica”. De este modo puede quedar nicturia, polaquiuria con mayor frecuencia que en otros enfermos.

Técnicas no invasivas

Por todo esto lo más recomendable es intervenirse mediante una técnica no invasiva y que le garantice los resultados funcionales. Para mí la de elección es enucleación mediante laser de holmium, pues garantiza los objetivos perseguidos: no hay incisión pues se realiza a través de la uretra, así evitaremos riesgo de infección de la herida y complicaciones de cicatrización de la misma. Además minimizamos el tiempo con sonda vesical, con lo cual evito infecciones de orina y otras complicaciones con la sonda. El tiempo de hospitalización es mínimo, gracias a lo cual evito infecciones nosocomiales (adquiridas en el hospital). Y finalmente los resultados funcionales son exactamente los mismos que mediante la cirugía abierta.

7 Motivos para implantarse una prótesis de pene

Razones para implantar prótesis de pene En este post hablaremos de los motivos y razones por los que deberíamos pensar si lo necesitamos en técnics para implantar una prótesis de pene. Hoy queremos ser muy directos y a manera de resumen y esquema proponemos algunas razones en las que los pacientes deben pensar de manera

¿Prostatectomía radical o radioterapia?

Cuando el cáncer de próstata avanzado está definido ¿prostatectomía radical o radioterapia? Siempre hemos sido partidarios de no generalizar y estar muy cerca de la máxima personalización en cada tratamiento, sobre todo, en pacientes afectados por un cáncer de próstata avanzado y de alto riesgo. Muchos profesionales se ponen de acuerdo en abordar la enfermedad

La cirugía y la radioterapia son comparables en el tratamiento de cáncer de próstata gleason 9-10

En un estudio de cohorte publicado en JAMA Oncology, Tilki et al descubrieron que los pacientes con cáncer de próstata Gleason 9-10 tratados con multimodalidad conocido como MaxRP (prostatectomía radical [RP] más radioterapia de haz externo adyuvante [EBRT] con o sin terapia de deprivación androgénica [ADT] tuvo resultados de supervivencia similares en comparación con los que recibieron otro régimen combinado llamado MaxRT (EBRT, braquiterapia y ADT).

Hablemos del PSA

PSA  una de las pruebas más utilizadas para detectar cáncer de próstata El PSA (antígeno prostático específico) es una proteína producida por la próstata que se mide en un análisis de sangre y durante tiempo se le ha dado excesiva prioridad. Si el marcador era elevado, con mucha frecuencia se indicaba una biopsia con las

Biopsia testicular para estudio de infertilidad

 Hoy en día no es infrecuente que las parejas intenten tener descendencia a una edad más avanzada. La biopsia testicular es un paso más entre otras acciones que el andrólogo debe elaborar en una historia clínica y que puede utilizar para el estudio de la infertilidad. Tanto la edad más avanzada de concebir, como nuestros

Blog del Dr. Romero Otero