Blog

Vasectomía sin bisturí, ni agujas!

Vasectomía sin bisturí

Que es la Vasectomía sin bisturí

El bisturí desapareció de la vasectomía hace ya más de 40 años en China. La técnica descrita por el Dr. Li Shunqiang sigue siendo la elegida para la contracepción quirúrgica.

En este post te explicamos cómo se lleva a cabo, los beneficios y resultados de la vasectomía sin bisturí, de una manera sencilla, rápida y comprensible.

La vasectomía sin agujas es una técnica mínimamente invasiva, con anestesia local y con menos del 1% de riesgo de complicaciones postquirúrgicas. El objetivo es cortar los conductos deferentes, por los que avanzan los espermatozoides hasta alcanzar los conductos eyaculadores situados junto a las vesículas seminales.

Como se hace

Es una cirugía rápida por lo que se realiza de forma ambulatoria, sin colocación de puntos y con cierre espontáneo de la herida en 2 o 3 días. Consiste en una pequeña herida realizada con unas pinzas agudas especiales en la piel del escroto, una vez identificados los conductos, se seccionan, coagulan y se ligan. En manos expertas suele ser un procedimiento que dura menos de 10 minutos.

efectos secundarios

El hecho de no usar bisturí hace que la recuperación sea más rápida, con menos dolor y sin complicaciones. Para la recuperación de la cirugía, no es necesario estar de baja laboral y puede retornar a sus actividades físicas inmediatamente.
Hoy en día, no solo podemos hacerla sin bisturí, también podemos llevarla a cabo sin agujas. Hace 10 años se desarrolló un método anestésico que permite una infiltración de anestesia local sin el uso de agujas. Consiste en infiltración a presión justo por el trayecto del conducto deferente, para después hacer la vasectomía habitual. Los pacientes refieren una excelente tolerancia a la cirugía con este tipo de anestesia.
La vasectomía continua siendo la técnica de contracepción más efectiva, siendo 3 veces más frecuente que la ligadura de trompas en la mujer. La recanalización espontánea de los deferentes es muy rara, pero puede ocurrir en menos del 1% de los casos. El tiempo ideal para realizarla es cuando la pareja tenga su deseo de concepción completo, por lo que aconsejamos la visita al urólogo sea en pareja.

Blog del Dr. Romero Otero