Blog

Desviación de pene, ¿parches para su cirugía?

Cirugía de desviación de pene
¿Cuál es el mejor parche  en la cirugía de la desviaicón de pene o enfermedad de peyronie?

Las nuevas evidencias nos dicen que lo mejor es ¡no poner nada!
La enfermedad de Peyronie es una patología que se caracteriza por la aparición de una placa fibrosa en el pene que provoca una deformidad (curvatura) y que se suele acompañar de una pérdida variable de longitud del mismo. La enfermedad suele tener un curso progresivo, con una fase en la que la placa se desarrolla y que se asocia habitualmente a dolor con las erecciones; y una fase de estabilización en la que el dolor suele desaparecer y la desviación permanece inalterable.

Cirugía Indicada

Es en este momento, cuando la cirugía puede estar indicada. Dependiendo del grado de curvatura y las características de la placa, existen distintos tipos de procedimientos, que se pueden resumir en dos grandes grupos: aquellos que acortan la longitud del pene, que se basan en corregir la curvatura dando unas suturas en el lado opuesto a la misma; y aquellos que quitan o hacen una incisión en la placa tapando el defecto provocado con un parche.
Los segundos tienden a conservar mejor la longitud del pene pero con un riesgo mayor de padecer disfunción eréctil tras la cirugía. En los casos en los que la disfunción eréctil esté presente antes de la cirugía y la pérdida de longitud que haya provocado la enfermedad de Peyronie sea importante, puede estar indicado la colocación de una prótesis de pene a la vez que se corrige la desviación retirando o haciendo una incisión en la placa, y sustituyendo el defecto por un parche.
Se consigue de esta forma, corregir dos problemas en un solo procedimiento quirúrgico. Hasta ahora, se habían descrito multitud de posibles parches que se podían utilizar para cubrir el defecto: pericardio bovino, submucosa intestinal porcina, un material de colágeno equino denominado Tachosil®.

Publicaciones

En un artículo publicado en el BJUI, el prestigioso andrólogo Paulo Egydio de Sao Paulo, en colaboración con el Instituto Andrológico de Londres, propone eliminar la necesidad de colocar parche alguno, utilizando únicamente los distintos recubrimientos del pene para tapar el defecto provocado por la retirada o incisión de la placa. Tras haber probado este procedimiento en 143 pacientes, no han observado un aumento de las complicaciones, el incremento medio del tamaño del pene ha sido de 3.1 cm, y todo ello disminuyendo la complejidad del proceso.
Esta nueva evidencia debe ser tomada con cautela, seguiremos de cerca los resultados de nuestros apreciados colegas y amigos

Blog del Dr. Romero Otero